miércoles, 24 de agosto de 2016

La terapia génica para la leucodistrofia: avances, desafíos y oportunidades


Patrick Aubourg
ABSTRACTO
Introducción: Las leucodistrofias han sido considerados intratables. Recientemente, el trasplante autólogo de células madre hematopoyéticas corregidas genéticamente con vectores lentivirales mostró claro beneficio en la adrenoleucodistrofia ligada al cromosoma X y la leucodistrofia metacromática, ya sea en una etapa muy temprana de la enfermedad o en pacientes pre-sintomáticos. Estos primeros éxitos todavía necesitan, sin embargo, para extenderse a un mayor número de pacientes.

Se proporcionan los fundamentos, la investigación preclínica de prueba de concepto, y los resultados de los ensayos de terapia génica de células madre hematopoyéticas con vector lentiviral en la adrenoleucodistrofia ligada al cromosoma X y la leucodistrofia metacromática: áreas cubiertas. Se discute la aplicación potencial de esta estrategia de terapia génica para la enfermedad de Krabbe (leucodistrofia de células globoides). Avanza en vectorology virus adeno-asociado y de administración de vector para apuntar gen terapéutico en oligodendrocitos y astrocitos para se explican muchas otras leucodistrofias.

Opinion experta: Cada leucodistrofia requerirá una estrategia específica de la terapia génica, desde el diseño de vectores de entrega de vectores víricos y la ventana de la intervención terapéutica. Sin embargo, los resultados muy alentadores obtenidos en dos leucodistrofias, así como los éxitos de la terapia génica en diversas enfermedades hereditarias graves de la sangre, los ojos y el sistema inmunológico abren una esperanza real de que, en un futuro relativamente próximo, varios leucodistrofias serán tratables por terapia de genes.

PALABRAS CLAVE: La leucodistrofia, la terapia génica, células madre hematopoyéticas, lentivirus, virus adeno-asociado, entrega vector viral
http://www.tandfonline.com/doi/abs/10.1517/21678707.2016.1151352?journalCode=ieod20

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada